ETIQUETA META PARA VERIFICAR ESTADÍSTICAS CON GOOGLE WEBMASTER

domingo, julio 9

 

Licenciada la II Promoción de Periodistas de Elche

Acto de graduación de la II Promoción de Periodismo de la Universidad CEU Cardenal Herrera de ElcheEsta semana pasada se licenció la II Promoción de periodistas de la Universidad CEU Cardenal Herrera de Elche. En total, un grupo de cerca de cuarenta chicos y chicas que salen con los miedos lógicos por la incertidumbre laboral que se avecina, pero dispuestos (en su mayoría) a comerse el mundo. El periodista Javier Fernández Arribas fue su padrino y un buen catálogo de consejos de última hora antes de la partida. José Luis les revisó el equipaje. Juan y Araceli abrieron la puerta para que todos saliesen en tropel.

Yo hace un par de semanas me puse en contacto con los alumnos de la I Promoción. Simplemente les preguntaba cómo les iba y qué les había traído el primer año de profesión. Algunos incluso se han atrevido a dar unos consejos muy honestos a estos otros, ayer compañeros de facultad, y hoy de profesión.


Como creo que normalmente es más importante el qué se dice que el quién lo dice, me he permitido resumir sus discursos. Este cuadro es el panorama –sin censura- que ellos mismos han dibujado del primer año fuera de la facultad. Cada párrafo está escrito por uno de ellos, yo me he limitado a intercalarlos:

"Queridos compañeros:

Después de casi un año todo se ve de distinta forma.

Son las 7.45 horas. Suena el despertador... ¡No puede ser!... Lo apago... Lo vuelvo a apagar... Me levanto.

Es cierto que se echan de menos cosas de la etapa universitaria, sobre todo esas fiestas, las cañas en la cafetería, las risas en los pasillos y en alguna que otra clase...je je :) Pero mi sensación al terminar fue la de quitarme un graaaannnn peso de encima y estoy encantada.

Mientras me tomo el café -de pie- apuro las noticias de mi viejo receptor.

En cuanto acabé la carrera me saqué el CAP y continué trabajando de periodista en la empresa en la que ya estaba. Pero la verdad es que me faltaba algo: seguía con la crisis de post-titulada y el inglés era una tara muy grande en mi currículum. Hoy escribo desde Galway, Irlanda. Llegué hace tres semanas y estoy a la busca y captura de trabajo. No tengáis miedo a tomar decisiones, es lo que toca.

No hagáis caso de esos profesores amargados que nos decían en clase que íbamos a ser unos fracasados que nunca saldríamos de la provincia.

Voy al garaje, aún me quedan 40 minutos hasta llegar al trabajo. Empieza la desesperación.

El ser humano no está preparado para los cambios. Es ahora cuando comienzan los planeamientos y crisis vitales y, todo esto, nos asunta. No hay medicina, tan solo ser conscientes de en qué momento estamos y llevarlo lo mejor posible.

Es cierto que el panorama laboral no está como a muchos nos gustaría pero también es cierto que nuestra profesión es muy amplia y puede abarcar muchos campos. Yo aconsejo tener la mente muy abierta y no estancar nuestras miras.

Aquí todos somos periodistas multimedia, que lo mismo escribimos una noti, que hacemos fotos, editamos vídeos o buscamos encuentros digitales. Hacemos de todo, la palabra clave es no decir NO a nada.

Cuatro horas suplicando a abogados, fiscales, jueces, policías... y a todo aquel que se cruce por mi camino que me cuente algo.

Toco un poco todos los palos: música, festivales, espectáculos, ocio… pero lo mejor es que siempre hago lo que a mí me gusta, me dan mucha libertad. Aquí lo importante es tener ganas de hacer cosas, moverte, inventar…

Dentro de muy poco os vais a tener que enfrentar a un mundo complicado lleno de vanidosos -vuestros nuevos compañeros- que creen que ser periodista es poco menos que haber ganado el Premio Nobel de la Paz. Y lo son, a pesar de cobrar sueldos ridículos y llegar a casa a horas intempestivas.

Son las 15.30 horas. Llego al periódico. Me como un bocadillo cara el ordenador.

Huid de ellos y buscad dentro de esta profesión a quien de verdad merece la pena, a aquél que no esconde su libreta con recelo, y entre sonrisas te enseña ‘su tema de mañana’, con la confianza de saber que jamás saldrá de tu boca.

Son las 16.00 horas. Leo entre líneas las sentencias que la chica de prensa de la Audiencia nos ha pasado. En media hora tengo que vender a mi jefe mis siete horas de súplica en los juzgados. Si tengo suerte, ese día estará contento conmigo.

Estoy aprendiendo mucho y me doy cuenta que tipo de "periodistas" hay trabajando, porque lo siento, pero hay personas que dejan mucho que desear.

Lo bueno es que trabajo con compañeros que son grandes profesionales y todos rezamos a diario para que se acabe pronto el programa y no recoloquen en otro sitio. De momento es lo que tengo y mientras no encuentre otra cosa seguiré ahorrando y el año que viene me pondré a hacer el doctorado.

Son las 23.00 horas. Llego a casa. Ya no tengo ganas de cenar. Leo un rato, hago zapping o simplemente no hago nada. Así durante cinco días a la semana, por mil euros, sin contrato, sin seguro, sin cotizar, sin nada, y encima tienen la cara dura de quitarme un 15% de IRPF.

Yo no me desanimo. Entré por vocación y aunque no sea la mejor del mundo ni imprescindible aún no me ha quitado nadie la ilusión.

¿Sabéis una cosa? Me apasiona mi profesión... ¿Hasta cuando? No lo sé...

Luchad por vuestra vocación, exigid vuestros derechos y recordad que da igual el medio en el que trabajéis –y que sea más o menos prestigioso- porque lo importante es ser honestos con vuestro trabajo.

No digáis nunca que no a nada; no penséis nunca ‘¡Es que igual no valgo!’. Hay que intentarlo, echarle cara y tirar p´adelante. Y una última cosa, si tenéis clara vuestra vocación... a por ella.

Esta profesión engancha tanto y es tan bonita, que no la cambiaría por nada del mundo.

Mi consejo es que luchéis por vuestra profesión, y que, en ocasiones, un poco de sacrificio -económico sobre todo- no viene mal.

La carrera te da unos conocimientos muy importantes para la vida profesional, pero tú como persona eres la que los tienes que emplear de la forma más eficiente. Periodismo, no es un micro o una cámara sino una forma de vidas.

Sigo soñando con Informe Semanal o con que me cuelen en la redacción de Informativo de Antena 3. Pero os digo yo que ahí sólo entran los “hijos de” o los que “se tiran a”. Yo siempre digo que mientras unos hacen el Camino de Santiago en un Mercedes otros vamos de peregrinos.

No sé qué más os puedo contar...que la vida del currante para mi es mucho mejor que la del estudiante!!! Ahora hasta me voy a a poder comprar un coche y siempre tengo tiempo para salir de cañas con los amigos!!!
"
Carla Sirvent: “Estoy a punto de cumplir un año trabajando en 20minutos; estoy pluriempleada en un gabinete de prensa y en un suplemento de economía. Pero me he podido comprar un piso... aunque este tema es más para Salsa Rosa”.

Natalia Coves (desde Galway): “De mayor quiero ser profesora, relaciones públicas/gabinete de comunicación/Institucional, o diseñadora gráfica. Y es a lo que me voy a dedicar en Irlanda. Seguro”.

Begoña Toribio: “Cogí una beca de estudiante del diario La Verdad de Alicante de 3 meses. Una vez allí me hablaron de otra beca, vinculada a la Universidad de Murcia que era para licenciados, y todavía sigo trabajando aquí gracias a esa ayuda”.

Ana Quevedo: “La diferencia del 2005 a ahora es que ya no tengo que pagar universidad. Ahora mi letra es la del coche. ¡Trabajo para pagar el coche que sólo utilizo para trabajar!”.

Merce López: “Sigo trabajando en el EP3.es de El País, tengo un contrato que no está mal, y voy camino -en unos meses, si todo sigue como hasta ahora- de que me hagan un contrato indefinido. Esto es para mi algo muy valioso y más teniendo en cuenta que empecé de becaria: sí se hacen contratos, y las becas son una gran oportunidad”.

Pilar Briones: “En mayo del año pasado empecé las prácticas en el Gabinete de Comunicación del Ayuntamiento de Villena. Mis prácticas -por supuesto, no remuneradas- tuvieron su recompensa y me ofrecieron quedarme en el gabinete para encargarme del boletín municipal y la página web municipal”.

Reme García: “Yo he tenido suerte y estoy trabajando donde empecé a hacer las prácticas hace ya un par de años. Es una empresa de comunicación por lo que el tipo de periodismo que tengo que hacer es institucional. Reconozco que al principio no era mi ideal de periodismo pero seguí adelante con ello y ahora me apasiona. Llevamos la comunicación de diversas empresas -cada cual más dispar- y de numerosos actos, eventos y congresos por lo que no me da tiempo a aburrirme y vivo muy de primera mano el estrés y la adrenalina del periodismo”.

Antonio Ayala: “Desde que he terminado la carrera no he ejercido plenamente como periodista pero sí que he aplicado muchas cosas a mi trabajo”.

Nieves Galvañ: “Continúo en Madrid. De julio a septiembre del año pasado estuve en Antena 3. Nos maltrataron hasta explotar al máximo aquello que alguien tuvo la genial idea de llamar ‘becario’. Después me planté en la calle con una mochila. Tardé 23 días en encontrar un curro. Cuando creía que volvería a Alicante como una mendiga encontré un trabajo de redactora en un periódico de La Moraleja: celulitis, moda, dietas... Hace dos mese me llamó Boomerang TV para trabajar en el programa: La Hora de la Verdad”.

Justo hace un año, otro profesor y periodista -Antonio Juan- despidía a aquella primera promoción con una advertencia: “La verdadera carrera empieza ahora. La vida es la única que os puede suspender. Prometedme que no dejaréis que lo haga”. Creo que ese deseo, un gracias a los que habéis contestado a mi correo y otro ‘buena suerte para todos’ es un buen punto y aparte para este post, el primer año de profesión de unos, y los cuantos años de facultad de los otros.

ACTUALIZADO 17 de JULIO de 2006:

Susi Talavera: “Un consejo a los nuevos periodistas... que no os desesperéis porque trabajo hay. Yo ahora estoy encantada en Madrid. He fichado por una multinacional francesa, en el departamento de Marketing y Comunicación, tras haber escrito una temporada para La Gaceta de los Negocios”

Verónica Blasco: “Yo estoy trabajando en el periódico metro para la edición de Elche. Simplemente decir que el periodismo es para vivirlo día a día y que como en todos los trabajos, hay días de más y de menos, y que no siempre es todo de color de rosa... Y decirle a los estudiantes. que fuera hay un mundo al que informar y que cada uno tiene que dar lo que más pueda de él”.


Comentarios enviados:
Tocayo, seguro que me queda un algo (enorme) que aprender. Así que cuenta conmigo en esa aventura del periodismo electrónico.

Me ha gustado este post. Cunde el pesimismo, pero también las ganas por luchar y vivir de ese trabajo al que todos (o casi todos) nos dirigimos por vocación.

Por cierto, que las primeras que crean este 'trabajo basura' son las Universidades. ¿Cómo se pueden permitir trabajos de becarios sin estar remunerados? Igual éste es el primer problema que hay que erradicar.

Me pongo más drástico todavía. Dile a un médico que está en 3º de Carrera que se ponga a operar. No lo haría. Con el Periodismo no hay vidas en juego, pero sí eso tan importante que se llama opinión pública.


 



GRACIAS!!!Gracias a todos, porque esas palabras de aliento, esas experiencias son muy válidas. En serio. sin duda, espero que la vida nos otorgue con alegrías (y un buen trabajo, jaja) Mierntras tanto, creo que lo mejor es seguir formándose después de la carrera. Aprender inglés, quizá cursar un master, hacer el doctorado, pero no quedarse con la licenciatura. Al menos, es mi idea. Por cierto, me encanta seguir la pista a esta magnífica gente de la I Promoción. Suerte a todos (y amí sobretodo, que la voy a neceistar mas que nadie, ajjaa)


 



Todos nos exigimos mucho Sergio, decías en el e-mal que no ha quedado "ni mucho menos" como tú querías, pero debo decirte que está genial, todos esos comentarios son los que realmente nos sirven y nos reconfortan después de todas las opiniones negativas que llevamos escuchando del periodismo durante cinco años. A pesar de que, es cierto que el panorama laboral de esta profesión debería cambiar, y mucho, es la que los cincuenta hemos elegido, y por lo menos yo no me arrepiento en ningún momento, y eso que desde el primer día sabemos que en esta profesión no se hace uno rico, pero y éso qué más da! A mi me apasiona esto y es lo que quiero hacer, ya veremos cómo salimos... Un saludo muy fuerte.


 



La verdad es que hay cosas muy negativas en estas experiencias, pero la conclusión es que si te gusta de verdad esto, lo pasas porque merece la pena. Como dice el refranero popular, "palos agusto no duelen".
Sergio, estoy de acuerdo con Fanny, no llores que el post está muy bien. Un olé por tí, por preocuparte por recopilar tantas vivencias. Gracias. Un saludo


 



Lo cierto es que anima. Ahora mismo se nos plantean muchas dudas, aunque estemos bastante colocados, como es mi caso. Siempre viene bien escuchar las experiencias de otros, sobre todo cuando son alentadoras.

Sergio, muchísimas gracias por todo. Has sido un profe genial a pesar de todo!! Jajajaja.
Un abrazo


 



Sergio, muchísimas gracias por haber contado con nosotros para hacer este artículo. Eres un gran tio.


 



Publicar un comentario en la entrada

Links to this post:

Crear un enlace



<< Home

This page is powered by Blogger. Isn't yours?